¿que haces QUÉ?

Kendo. ¿Kempo? No, kendo. ¿Kenzo? No, kendo, el arte marcial ¿Judo? No, kendo. ¿Tendo? No, mira, te lo explico aquí que acabamos antes

Tag: América Latina (page 1 of 8)

Foto: esto es Judo

specialolympicsdusseldorf

Lo vio David Lenzen en el Campeonato Europeo de Special Olympics en Düsseldorf (Alemania), verano de 2014.

El judo entró en el curriculum de Special Olympics en 2003: es la única arte marcial que se practica de momento. A las categorías de peso y género se añade otra división por habilidades. Las estrangulaciones y las hiperextensiones de brazo (tipo juji-gatame y similares) están prohibidas en competición. Por lo demás, los combates discurren como en cualquier torneo de judo.

Los Special Olympics 2015 están teniendo lugar esta semana en Los Ángeles (EE.UU.). No habrá representación española; sí de Argentina y Costa Rica. Andorra ha participado en los Regionales del pasado 2014, pero no lleva a ningún judoka a Los Ángeles.

Keiko: Shinto muso ryu Jojutsu

Muy a nuestro pesar apenas podemos compartir información sobre Jodo y Jojutsu, la tercera “pata” de la esgrima japonesa y la menos practicada en España.

Esta semana Kendo World ha compartido esta serie de tres vídeos de Jodo: se trata de un reportaje con entrevista a Fujishiro Toshiaki, maestro de la escuela Shinto Muso Ryu, producido por el digital japonés ExFit… o sea que de momento sin subtítulos.

En España sólo seis dojos de Jodo, todos pertenecientes a esta escuela, imparten la disciplina actualmente de la mano del instructor Vicente Borondo.  También los clubes del Dojo Dokukudo, alumnos de Robert Rodríguez sensei, imparten ZNKR Jodo en paralelo a la práctica del iaido y de la escuela antigua Sui O Ryu. Cuatro más entrenan en Portugal de la mano de la Associaçao Portuguesa de Jodo, y unos pocos más en Argentina, Chile y México.

Foto: Zen

kendo_mexico_shinai_david

“El reflejo de la luna en el río está siempre en movimiento. Sin embargo, la luna siempre está ahí” (Koan del Budismo Zen)

 

Lo vio David Ramírez en su dojo, el UAM (Universidad Autónoma Metropolitana) de México DF, antes de salir para el Latinoamericano de Yucatán.

Ganbatte a todos los y las participantes, y ganbatte a toda la gente de México, hagan kendo o no.

No sois vuestros pantalones

Por Alan Mauricio Cedillo González.
Dojo de la Universidad Autónoma Metropolitana, México.

Para nosotros es un honor publicar las entrevistas de senseis y kenshis veteranos, pero también lo es que otros kenshis quieran compartir sus primeros pasos. Alan escribió esto cuando apenas llevaba entrenando tres semanas; y como estos días se celebra el IV Campeonato Latinoamericano en Yucatán, lo publicamos hoy deseando lo mejor a los kendokas participantes y muy especialmente a todos los estudiantes mexicanos hagan kendo o no. Ganbatte kudasai!

Cuando estás en la orilla, o al menos cuando yo estaba en la orilla (literal y metafóricamente) lo único que podía pensar era en algo que me impidiera hacerlo. De cierta forma cuando estás ahí parado lo que esperas es que se aparezca alguien y te diga “no lo hagas”, pero eso no pasó. Fue entonces que empecé a tratar de buscar una razón, la que fuera, aun cuando esta fuera que llevaba conmigo la computadora de la agencia donde trabajo y que ellos la pagaron y no les podía hacer esto. ¿Ven? La que fuera.

De cierta forma la computadora me salvó. Esa fue una manera de lidiar con el momento: transferir toda la responsabilidad de una decisión a un objeto inerte para así no cargar con el peso. Después de ese incidente, y cuando empecé a ir a terapia, volví a los libros de Chuck Palahniuk, mi autor favorito, y fue cuando empecé a entender las otras capas más allá de la trama.

Si eres el nuevo, TIENES que hacer kakari geiko

¿Qué tiene todo esto que ver con el kendo? Pues quizá pareciera que no mucho, pero entre los libros que releí estaba El Club de la Pelea. Palahniuk ha dicho en varias entrevistas que él cree que el triunfo de la película se basa en que le mostraba a la gente algo que poco a poco está perdiendo: el sentido de pertenencia. “Tú no eres tu nombre” podría parecer a simple vista algo duro, pero por el contrario es el inicio de tu pertenencia a la comunidad. Se podría traducir a un “Si estás aquí eres uno de nosotros, un igual. Tus distinciones no importan aquí”.

Un sentido de pertenencia tan parecido he encontrado en el kendo, quizá incluso desde la primera vez que entras al dojo. Ser el nuevo no te exime de guardar respeto, de seguir los protocolos; en el momento en el que te han aceptado eres uno del grupo y ese tipo de hermandad llena de muchas maneras.

Uno de los primeros días de entrenamiento Carlos, uno de nuestros senpai, nos habló del miedo y fue de ahí que puede darme cuenta que: 1) El kendo requiere dos y 2) La mitad del tiempo no estás peleando contra el oponente que está frente a ti. Tu oponente te ayuda, es sólo el avatar de lo que sea con lo que en verdad estás peleando. Miedos, ansiedades, inseguridad, enfermedades y muertes; todo eso puede llegar a representar tu oponente y para él quizá tú también eres algo más allá. Creo que de ahí nace el agradecimiento al oponente (tanto al principio como al final), es un agradecimiento por permitirte pelear con lo que te estaba manteniendo atrás. Y también es un ejercicio de crecimiento mutuo.

Una de las reglas del Club de la Pelea que puede tener el significado más profundo es la séptima regla: las peleas durarán tanto como deban durar. Este precepto en el libro después se ve completado con algo que el kendo me ha hecho sentir:

Nada se ha resuelto al terminar la pelea, pero nada importa.

Y es precisamente esta sensación de alivio que me ha dejado el kendo lo que siento que lo hace un arte marcial especial, que se centra en un hombre completo y no sólo en un “guerrero”. O quizás antes de pensar en ser un guerrero, digno de enfrentarse en guerra, se debe ser un hombre completo. Es también el ejercicio de introspección que tenemos después de cada entrenamiento: analizar qué aprendimos hoy algo que nos complementa de muchas maneras. Así puedes aprender la posición correcta de los brazos como puedes aprender que el miedo te detiene y ambos son igual de valiosos. Eso hace, a mi parecer, que el kendo sea más que un arte marcial un camino para la vida.

Notas del Campeonato Brasileño de Kendo 2014

Este fin de semana hemos tenido en Suzano el 32º Campeonato Brasileño de Kendo para Adultos con 1er dan o más y también el 2º Campeonato Brasileño de Iaido y exámenes tanto de Kendo como de Iaido. Próximamente os hablaré del Campeonato de Iaido y de los exámenes, pero ahora toca hablar de KENDO. Ha sido un fin de semana duro: kenshis de todo Brasil han viajado hasta Sao Paulo para el campeonato; y Brasil no es para nada un país pequeño. Yo vivo en la zona sur de Sao Paulo y tardo bastante más de una hora en llegar a donde se celebró el campeonato, el Gimnasio Paulo Portela de Suzano, una ciudad industrial y agrícola del “Gran Sao Paulo”, con una fuerte presencia de inmigrantes japoneses. Pero la gente vino desde Londrina, Porto Alegre, Recife, Rio de Janeiro, Pará, Vitória, Brasília… 40 Clubes, Dojos y Asociaciones de Kendo brasileños vinieron al campeonato. Ya solo el esfuerzo del viaje es loable.

Antes de entrar en la parte deportiva, en la competición, creo que es importante echar un vistazo a los bastidores de todo el cotarro, que la organización de un evento deportivo para más de doscientos kenshis no es moco de pavo y, a pesar de ser muy complejo, todo salió bien: el trabajo de la Confederación Brasileña de Kendo (CBK), de la Latinoamericana (CLAK), del Ayuntamiento de Suzano, etc. Como siempre teníamos disponible comida para todos allí mismo: por un módico precio podías hacerte con un delicioso bento para retomar fuerzas (sobre todo para aquellos que nos olvidamos siempre de coger comida de casa y nos salva la vida).

comida_Brasileiro_kendo_2014

O bento dos campeões! A la venta en el puesto de la organización por 22 reais (6€) con bebida.

Allí estaban también los puestos de venta de Se Bogu y de Bogu Sankyo a rebosar de material de kendo (agradecimiento especial para ellos de los que rompen los himos del men nada más llegar y tienen que ir corriendo a comprarse otros; no voy a decir que fui yo quien se quedó con un trozo de himo en la mano…). La oficina de la organización, con los diplomas y premios, toda la documentación federativa lista, gestionando las mesas… Y claro, los árbitros: dos docenas de shinpan para que los shiais no paren nunca.

Mesa y árbitros. No todo van a ser kenshis.

El campeonato fue extenso: empezamos pasadas las siete de la mañana y no terminamos hasta casi las siete de la tarde. Cansado, ¿no? Pero para poder completar todas las rondas de las diferentes categorías hay que hacerlo así: 1er y 2º dan, 3er dan y superior y 50 años o más, todas en individual y por equipos mixtos en eliminatorias directas desde el principio. Un follón tremendo. Y esto es sólo de adultos, que los menores de 18 compiten en su propio campeonato en febrero. La gente llegó bien preparada, fuertes y con los deberes hechos en entrenamientos específicos para competición y exámenes. Todos los que estábamos allí, kenshis de la selección brasileña, senseis arbitrando y compitiendo, kenshis de menos grado o experiencia (como yo mismo) lo dimos todo en el shiaijo para competir y ganar.

Aún no han publicado los resultados oficiales en la página de la CBK, pero aquí están los que recuerdo:

– Naomi Ueda, 1ª clasificada 1º y 2º dan femenino

– Gensei Takayama, 1ª clasificado 1º y 2º dan masculino

– Elzami Miwa Onaka, 1ª clasificada 3º dan o más femenino

– Takeru Kimura, 1ª clasificado 50 años o más

– Londrina, 1ª clasificados Equipos mixtos 3º dan o más

– Suzano, 1ª clasificados Equipos mixtos 1º y 2º dan.

Llenos de dolores pero contentos, acabamos el día con cervezas. Banzai! Banzai Banzai!

Em portugués

 

Older posts

© 2017 ¿que haces QUÉ?

Theme by Anders NorenUp ↑

A %d blogueros les gusta esto: